RegTech

Site name

Sentencias con cárcel: ¿qué ha pasado y cómo se podía haber evitado? Casos prácticos

Los sistemas de Compliance y las compañías Regtech son fundamentales para prevenir que se cometan errores legales durante el ejercicio de la actividad comercial de las organizaciones. Desde el año 2010 las personas jurídicas tienen responsabilidad penal, y la falta de control y prevención puede provocar que los administradores lleguen a soportar penas de cárcel ante actuaciones ilícitas.

Los sistemas de Compliance sirven para monitorizar los distintos departamentos de una empresa y controlar y auditar los riesgos legales que se puedan cometer dentro de ellos. Pese a que la aplicación de la regulación de la Responsabilidad Penal de las Personas Jurídicas es relativamente nueva y aún no hay muchos casos, van a citarse algunos ejemplos en los que se han dictado sentencias con cárcel y cómo soluciones tecnológicas como las surgidas del Regtech podrían haber ayudado a evitarlo.

La falta de transparencia con proveedores desembocó en un delito de estafa

En enero de 2020 se condenó a dos años de prisión al administrador de una empresa que, pese a estar atravesando una situación económica complicada que desembocó en concurso de acreedores, estuvo fingiendo durante un año ante sus proveedores habituales que la situación no era tal y que el negocio atravesaba un buen momento económico.

Pese a que el condenado alegó que no era consciente de la situación de falsa solvencia, el tribunal considera que es imposible que no estuviese informado y que la decisión de seguir comprando mercancía y no detener la actividad supone un delito de estafa por el que deberá pasar dos años de cárcel.

Con soluciones tecnológicas para el Corporate Compliance como Regtech Basic, el administrador habría podido monitorizar la situación en tiempo real y haber estado informado en todo momento del riesgo legal al que se exponía. En consecuencia, habría tenido al alcance de su mano toda la información necesaria para solicitar el concurso de acreedores a tiempo, y haber evitado la condena al adquirir productos y servicios que no iba a poder pagar.

Blanqueo de comisiones y prisión preventiva

Aunque el desenlace de esta historia terminó en la absolución, el presidente del FC Barcelona pasó más de 600 días en prisión preventiva debido a su posible responsabilidad como administrador ante el blanqueo de capitales por las comisiones de los derechos audiovisuales de 24 partidos amistosos con la selección brasileña.

Si se hubiese podido demostrar que, como administrador, tenía conocimiento de que en su empresa se estaban cobrando comisiones de manera ilícita y blanqueo de dinero, habría tenido que aceptar la responsabilidad penal como administrador y asumir la sentencia de cárcel correspondiente.

De nuevo, las soluciones tecnológicas de Corporate Compliance habrían rastreado y detectado movimientos y actividades sospechosas y hubiesen notificado, por ejemplo, un movimiento de dinero fuera de lo común, lo que hubiese permitido al equipo legal o al administrador realizar una investigación y tomar medidas al respecto.

Año y tres meses de cárcel por administración desleal

En este caso, el condenado fue Domingo Parra, antiguo gestor del Banco de Valencia, por autorizar una operación crediticia de 312 millones de euros al empresario Bautista Soler para la compra de acciones de Metrovacesa sin estudios de viabilidad y manipulando los sistemas de control internos.

De nuevo, con un software encargado del control de los riesgos legales, esta operación se habría dificultado. Las alarmas habrían saltado antes de tiempo y se habría informado a todos los departamentos involucrados del posible riesgo, a la vez que se les habrían sugerido formas de actuar que ayudasen a evitar la ilegalidad cometida por el administrador de la empresa.

En definitiva, las Regtech son muy útiles para establecer sistemas de auditoría de Corporate Compliance que prevengan y dificulten la realización de actividades ilegales por parte de los trabajadores o administradores de la empresa.

Analiza el estado de tu Plan de Prevención Penal con nuestro test y mantén intacta la reputación de tu empresa.